Ricardo III y el eterno apetito por el poder en una puesta novedosa

 

Ricardo1

 

    ¿Hasta dónde es capaz de llegar una persona hambrienta de poder? Ricardo, duque de Gloster, no tiene límites, y no va a parar hasta conseguirlo. De algún modo, este interrogante marca por sí mismo la atemporalidad de la obra total de William Shakespeare, y de "Ricardo Tercero" en particular, y quizás por eso sea saludable volver a revisar ese texto tan profundo, como lo hará esta nueva puesta de inminente estreno en Buenos Aires.

       "Ricardo Tercero", con puesta en escena y dirección de Cristian Escobar, se estrenó el pasado sábado 1º de junio en El Taller del Angel, Mario Bravo 1239, y se podrá ver todos los sábados de junio y julio a las 20.30, cuenta con asistencia de vestuario de Gustavo Boschetti Lasso, asistencia de producción de Teresa Gloria Abdala, y está producida por Asterión Producciones Escénicas.

      Transcurren tiempos de paz en la Inglaterra de los años 20 posterior a la Primera Guerra. El jazz y los vicios de la época ponen a Ricardo, hermano del rey Eduardo V a replantear su futuro. Hombre desprovisto de belleza física, tosco, misógino y cruel,  vislumbra una vida sinsentido para sí mismo y decide entonces hacer lo que mejor sabe: el papel del villano.

     Así, entra en una espiral de complots, engaño y muerte,  para conseguir el poder que lo lleve a ser Rey “legítimo” de Inglaterra. Sin dudas,  una historia tan lejana en el tiempo,  que fue escrita hacia 1593, y sin embargo, resulta tan actual y tan trasladable al siglo pasado.

     El actor Maximiliano Jürgeit es quien se pone en la piel de Ricardo Tercero, mientras que un gran y amplio elenco cuenta con las actuaciones de Vanesa Casale, Fiamma De Giglio, Gala Halfon, Adrian Andrade, Ignacio Aramburu, Gustavo Boschetti Lasso, Santiago Garmendia, Graciela Sanguinetti, Guido Furer, Teresa Gloria Abdala, Mauricio Benitez, Nikolay Pankov, Harry Bevaqua y Juan Martin Calvo.

       La de Cristian Escobar - de quien se recuerda su destacada puesta de "Yerma" de García Lorca hace tres años- es una versión para descubrir y trabajar, desde el humor, la puja de poderes,  la lucha de clases, la manipulación, la injusticia, la venganza y lo que es capaz de hacer una mente vil para humillar y destruir todo lo que encuentre en su camino con tal de llegar a ese efímero lugar que llaman “poder”.

Ricar2

      Son tiempos “modernos” para estos personajes que se encuentran en un país calmo y concentrado en las nuevas modas, la música y revolución femenina. La fiesta es el disparador que da inicio a la puesta y aparece un Ricardo que se muestra como víctima de esa época glamorosa y snob donde no encuentra un lugar donde sea aceptado. 

    La reivindicación de lo femenino toma un lugar primordial en esta versión donde la violencia de género se traduce de distintas maneras, y donde los personajes masculinos utilizan a las mujeres como trofeos u objetos a conquistar y posee, además de dejarlas al margen de las decisiones.

    No obstante, las  mujeres fuertes son otra de las patas fundamentales de esta puesta, con una Reina Isabel firme y defensora de sus derechos, una Lady Ana demostrando su frescura e inteligencia y una duquesa relegada a la crianza de sus hijos y nietos, muy profunda y maternal.

      Según expresa Cristian Escobar en relación a su mirada , "todas las historias están dentro de una, así comienza mi exploración al leer por primera vez la obra shakespereana. La realeza, la torre, el castillo, los guardias, la guillotina y los sirvientes son simplemente los elementos que van a aggiornar situaciones tan viejas, eternas y actuales".

      "Estos elementos - continúa- van a llenar los vacíos para contar una historia ya conocida, pero perfectamente llevada en la mente del autor.  Todo pensado para que la excusa  del teatro sea el refugio, el sitio seguro donde plasmar y sea así  el interludio entre el adentro y afuera".                                                                       

       También surge en la obra la manipulación de la información: "gracias a la época pudimos incorporar la existencia de la prensa como medio masivo de comunicación y cómo Ricardo abusa de esa herramienta para plantear dudas por parte de la “sociedad” jugando a su favor", tiñiendo de rigurosa actualidad una obra eterna en sus planteos.

 

5/2019

Eventos

Jue Jun 20 @21:00 -
GABO FERRO@MONTEVIDEO y AVELLANEDA
Vie Jun 21 @19:00 -
Iván Enquin / Emilia de las Carreras@ Quimera Galería
Vie Jun 21 @19:00 -
Van Gogh@Centro Cultural La Blanco Encalada